top of page
Buscar

Alimentación infantil: mitos y realidad



Hace un par de semanas os comentaba a través de una entrada en Facebook que el pediatra y divulgador Carlos Casabona ofreció una entrevista muy interesante en El Pais digital.

En ella se lanzaban titulares tan inquietantes como que la generación actual de niños va a vivir menos que nosotros. Es decir, se va a reducir la esperanza de vida y todo por causa de lo que comemos.

Da un poco de miedo, no?

Pero que estamos haciendo mal?

Empecemos por el desayuno: cereales azucarados, bollería y zumo industrial. La cantidad de azúcar que ingieren nuestros hijos con este desayuno sería suficiente para un par de días y ellos apenas han comenzado la jornada!

Es preferible que un niño se vaya a la escuela sin desayunar a que se meta entre pecho y espalda todo esto.

Donde hemos dejado la fruta, las tostadas de pan integral con aceite de oliva y tomate?

Otra variante son las nuevas ofertas "sin azúcar" que en realidad son una tomadura de pelo porque entre sus ingredientes no hay nada saludable, al contrario.

Además no ayudan a educar al paladar de los niños que sería lo más adecuado.


Lo de "hay que comer de todo" es uno de los mitos que más hemos oído y que hoy en día no tiene ningún sentido. Por qué?

Pues porque sencillamente no es verdad.

No se comen legumbres, ni cereales integrales, ni semillas y lo que comemos está procesado, modificado, plastificado y desnaturalizado... así que por favor, volvamos a las lentejas de los jueves y hagamos el arroz de los domingos integral!!

Esto no significa estar "toda la mañana en la cocina" sino planificar menús, organizarse y ponerse manos a la obra.


"El niño occidental no sabe lo que es tener hambre porque tiene un adulto al lado que cada dos o tres horas le está azuzando para que coma"

Este fue otro de los titulares de la entrevista.

Lo que conseguimos con esto es perder el poder de escuchar a nuestro cuerpo y no dejar descansar a nuestro aparato digestivo.

Si a esto le sumamos el acostarse tarde con la consiguiente re-cena que suele ser todo menos saludable tenemos una combinación perfecta para crear una generación de niños que con doce y trece años se ven aquejados de presión arterial alta, obesidad, etc.

La entrevista la puedes ver completa aquí.

Espero haberte inspirado

Con amor

Cristina

11 visualizaciones0 comentarios

Yorumlar


bottom of page