Esta versión vegana de la moussaka griega a base de patatas, berenjena y calabacín no tiene nada que envidiar a la original.

Es más, la salsa de tomate con un toque dulce vuelve loco al que la prueba.


Se trata de una adaptación de la receta de Isa Chandra Moskowitz y Terry Romero sacada de su libro "Veganomicón".




Por una parte necesitamos preparar la salsa de tomate, por otro la crema de piñones y las verduras.

Es un plato que no está hecho en un periquete, es cierto, pero tengo que decir que compensa y es ideal para prepararlo el fin de semana cuando tenemos algo más de tiempo.


Necesitas


- 450 grs. de berenjenas cortadas a lo ancho en láminas no muy gruesas

- 450 grs. de calabacín cortado a lo ancho en láminas no muy gruesas

- 700 grs. de patatas grandes cortadas en rodajas

- 1/4 Taza de aceite de oliva virgen extra (de primera presión en frío mejor

- 1/2 Taza pan rallado


Para la salsa de tomate


- 60 mls. de aceite de oliva

- 4 Chalotas picadas

- 3 Dientes de ajo picados

- 80 mls. de caldo vegetal

- 800 grs. de salsa de tomate triturado

- 2 c.p. de orégano seco

- 1/4 c.p. de canela

- 1 Hoja de laurel

- Sal


Para la crema de piñones


- 450 grs. de tofu sedoso

- 1/2 Taza de piñones

- 45 mls. de zumo de limón

- 1 c.p. maicena

- 1 Diente de ajo

- Sal

-Pimienta blanca


Precalienta el horno a 200°C.

Frota las berenjenas con sal y déjalas en un colador para que escurran durante unos 15 minutos. Enjuágalas, sécalas dando pequeños toques con un papel absorbente.

Dispón las verduras en una bandeja de horno, rocíalas con el aceite y deja que se asen unos 20 minutos las berenjenas y los calabacines o hasta que queden tiernos y unos 25 minutos las patatas hasta que empiecen a dorarse.


Mientras puedes preparar la salsa de tomate.

En primer lugar calienta el aceite en una sarten y añade el ajo y las chalotas. Después de unos 3 minutos, añade el caldo y deja que se cueza unos minutos hasta que se reduzca ligeramente.

Añade los tomates triturados, el orégano, la canela, y el laurel.

Tapa parcialmente y deja que se cocine a fuego bajo 15 minutos removiendo de vez en cuando.

Rectifica de sal.


Para la crema de piñones tritura éstos con el limón primeramente hasta obtener una pasta cremosa.

Incorpora el tofu, el ajo, la maicena, la sal y la pimienta y vuelve a triturar hasta obtener una consistencia cremosa.


Para montar la Moussaka necesitas una fuente de horno de unos 22x32 cms engrasada.

Extiende 1/4 de Taza de salsa de tomate sobre la base de la fuente de horno y coloca encima capas de berenjena, patata, salsa de tomate y pan rallado por ese orden hasta curbrir el fondo.

A continuación dispón encima el calabacín.

Vuelve a colocar capas de patata, berenjena, salsa de tomate y pan rallado y si te ha sobrado calabacín añádelo también.


Extiende por encima la crema de piñones y hornea unos 35 minutos hasta que la crema se dore un poco.

Deja enfríar unos minutos y a disfrutar!


Espero haberte inspirado

Con amor

Cristina